La mascota regresó sana y salva a tierra (Foto: YouTube)

Australia (MiMorelia.com/Redacción).- ¿Un perro nadando en la playa? Tal vez eso no sea tan sorprendente. Lo extraordinario es que el animal doméstico se metió al mar para “espantar” a unos tiburones.

La anterior escena ocurrió en la isla australiana de Maubig y quedó registrada en YouTube, donde se observa cómo el can empieza a ladrar al percatarse de la presencia de un par de escualos, visibles a través de sus aletas, muy cerca de la orilla.

Entonces, sin medir el peligro se introdujo al agua para amedrentar a los depredadores marinos, ante los llamados de alerta de varios visitantes a ese lugar, por el peligro de ser devorado. Pero al contrario, más bien los “obligó” a retirarse de la playa.

Al final, el canino regresó con sus dueños a tierra. Lo que parecía terminaría mal, resultó en una simple anécdota, donde la mascota vivió para contarla, o para seguir ladrando al menos.