El esférico desafió por completo la física

Ciudad de México (MiMorelia.com/Redacción).- Un día como hoy, pero de 1997 el futbolista brasileño Roberto Carlos desafió la gravedad y anotó el que es considerado el «mejor gol de la historia» en un partido en el que los cariocas derrotaron Francia.

Si bien, la jugada el brasileño tomó el balón y disparó contra la portería enemiga de la misma distancia que normalmente tomaba en cada tiro libre, en esa ocasión impactó al mundo entero con un gol balonazo que todos daban por hecho quedaría fuera de la red, sin embargo de último momento entró.

Roberto Carlos golpeó el esférico con la parte externa del pie izquierdo y el resultado simplemente fue impresionante.